Batman. La Serie Animada: 7 Curiosidades en su 25 Aniversario

Recientemente estoy revisitando la maravillosa serie animada de Batman de los años 90 en la edición que tuve que comprar de USA hace años. Desafortunadamente, la serie ha sido tan maltratada (e ignorada) en su edición en DVD en España como en su emisión por estos lares. Su estreno se hizo en un canal privado de pago para luego caer en otro que despreciaba todo lo que no consiguiera un gran porcentaje de audiencia. Con el tiempo la serie quedó relegada a las extintas mañanas de dibujos de los sábados de los primeros noventa. Ni siquiera emitieron la última temporada, razón por la que no está doblada al castellano. Sin embargo, la era de internet y la fama que alcanzó dicha serie entre los interesados en estos temas ha hecho que hoy podamos celebrar su 25 aniversario sabiendo que todos sabéis de que serie hablamos.



INICIO DEL UNIVERSO DC ANIMADO COMO HOY LO ENTENDEMOS 

El estreno del Batman de Tim Burton cambió, hasta que llegó el nefasto Joel Schumacher, la imagen del Hombre Murciélago tras la paródica serie de los 60. Queriendo aprovechar esta nueva ola, se planeó esta serie con idea de atrapar también a espectadores adultos. Se pasó un tiempo esperando a que la decisión final no dependiera de un ejecutivo inepto, de esos que no parecen distinguir a Superman de Shazam. Paul Dini y Bruce Timm (antes de querer mostrar a todos los personajes con erecciones) fueron entre otros, los productores de la misma. Los múltiples premios que acumuló y la fama que alcanzó puso los pilares para que se creara toda un Universo DC animado.

POR QUÉ ERA DIFERENTE

Aunque podía ser vista por niños, la serie no ocultaba realidades como la prostitución, la corrupción política o los bajos fondos. El estilo de la misma era atemporal, de manera que veíamos zepelines y sombreros junto a móviles y ordenadores. Incluso dio un paso adelante, mostrando sangre y pistolas, aunque siempre dentro del buen gusto. 25 años después, se pueda ver sin  sensación de desfase, más allá de los avances técnicos en los dibujos y las modas actuales. Todo un logro que pocas series han conseguido. Una Gotham muy cuidada y el uso de tonos ocres y oscuros, sobre todo las dos primeras temporadas, dotaron a la producción de una personalidad excepcional, a pesar de beber de otras producciones como la primera serie de Superman de los años 40.

¿QUIEN NO RECONOCE ESTA FAMOSA IMAGEN?

VIO NACER A HARLEY QUINN Y A RENE MONTOYA

Algunos piensan que también a Harvey Bullock, pero este lleva comiendo donuts en los cómics de Batman desde los años 70. Sin embargo, apareció por primera vez la que hoy por hoy es la mayor vendedora de cómics de DC en RebirthHarley Quinn. Reconozco que no entiendo el éxito de dicho personaje, y que pocas veces la he visto bien representada, salvo en Injustice y en Tierra de Nadie, lo poco que aparece. Más partido en mi opinión se ha sacado a Rene Montoya en Gotham Central, y a su relación con Batgirl. Muchos pensaron que aparecería en la película de Nolan El Caballero Oscuro al aparecer una policía latina en el casting, pero el hecho de que la chica traicionara a Gordon seguramente hizo que no usaran ese nombre para no soliviantar a los fans. Y con razón.

CÓMO INFLUYÓ EN LOS CÓMICS

Aparte de incluir los personajes anteriores al universo batmaníaco como si estuvieran ahí de toda la vida, influyó en el desarrollo de clásicos que tenían otro camino trazado. Por ejemplo, la boda entre Dick Grayson y Starfire, que estaba pensada para establecerlos como matrimonio, se anuló por la simpatía que generaba la pareja que formaba en la serie Dick con Batgirl. Greg Rucka y Ed Brubaker reconocen a la serie como una de las mayores influencias a la hora de representar a Batman y su mundo. El aire detectivesco y de bajos fondos, el Batman más urbano y alejado de historias galácticas y rodeado de aprendices fue lo que reinó durante años en los cómics.

QUIÉN IBA A DECIRLE AL JOKER QUE SU NOVIA TELEVISIVA LE SUPERARÍA EN VENTAS...

CÓMO ERAN LAS HISTORIAS

La serie consiguió hacer un arte de los episodios autoconclusivos de apenas 20 minutos, con su presentación, desenlace y conclusión. Sin embargo, era lo suficientemente respetuosa con el público como para ofrecer algunas en dos episodios seguidos. No todas las historias eran brillantes, pero sí había muchas que se te quedaban en la retina por la profundidad que daban a la psique de Bruce Wayne y a la de sus villanos. Si bien aparecían muchos de los clásicos, desde el Joker a Hiedra Venenosa, pasando por una extrañamente rubia Catwoman, la serie no tenía miedo de presentar a sus propios villanos. Lo mejor era que, respetando al cómic y su mejor esencia, conseguían una adaptación perfecta a la pequeña pantalla, adoptando en muchos casos grandes clásicos de los cómics.

CÓMO SE ESTRUCTURÓ LA SERIE

La serie se vende en un pack de 4 temporadas, pero son diferentes entre si. Las dos primeras comparten estética y temática mas oscura, pasando la tercera a llamarse Las Nuevas Aventuras de Batman y Robin. En la cuarta, la necesidad de que el público más infantil comprara muñequitos, una gran fuente de ingresos para las productoras, hizo que se incorporara Tim Drake (cuyo origen es en realidad el de Jason Todd) como un nuevo y saltarín Robin y Dick Grayson evolucionara a Nightwing. El problema es que, salvando algunos capítulos, el tono bajó en su calidad, aunque seguía siendo digna de ver. Eso sí, se ampliaba mucho el universo de Gotham y personajes secundarios copaban el protagonismo en muchos episodios, afortunadamente para bien. Sin embargo, no dio los resultados esperados y se canceló.

SEGUIMOS SOÑANDO A QUE LA EDITEN ASÍ EN ESPAÑA

LAS PELÍCULAS ANIMADAS

El éxito de la serie entre crítica y público hizo que se animaran a estrenar en cines norteamericanos una película basada en el mundo de la serie: La Máscara del Fantasma (1993). A pesar de que para muchos sigue siendo la mejor película hecha sobre Batman, resultó ser un fracaso. La gente no quería pagar por lo que aparentemente tenían gratis. Sin embargo, no fue la única, siguiendo otras como Baman & Mr. Freeze: Subzero (1998), de menor entidad pero entretenida, o el Misterio de Batimujer (2003), con una estética más moderna y luminosa, pero respetando el mismo mundo. Recientemente ha surgido Batman y Harley Quinn, pero por desgracia lo único reseñable ha sido el dibujo, ya que la historia en nada o casi nada recuerda a la calidad y profundidad que ofrecía la serie original. Si os la saltáis, casi que mejor. 

Una vez finalizada la serie, vino Batman Beyond (1999), donde un septuagenario Bruce Wayne recluta a un chico, Terry McGuinnis, para que ocupe su papel ahora que la edad le impide hacerlo por sí mismo. A mi me fascinaba esta serie y considero que consiguió crear todo un mundo futurista de la nada, con grandes ideas, guiones y villanos. Fue una dignísima heredera que no dudaba en hacer referencia a sucesos ocurridos en la serie. Tras sus 52 episodios fue cancelada, y también nos dejó una estupenda película animada, El Regreso del Joker (2000). No alcanzó la fama de la precedente, pero si no la habéis visto dadle una oportunidad. 

Mientras nos pudrimos esperando a que se animen a editarla en España, al menos nos queda el consuelo de poder adquirir la serie desde USA o UK. Yo lo hice hace años y lo recomiendo encarecidamente. 

Batman: La Serie Animada cumple 25 años desde su estreno. Te desvelamos 7 curiosidades de la creación de Paul Dini y Bruce Timm

Publicar un comentario

Si, ya sabemos que es una lata la verificación pero, ¿a quien le gusta ver spam en su página?

[blogger][facebook]

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget