JESSICA JONES, EPISODIOS 1X01 Y 1X02. LA CRITICA

La cadena de streaming Netflix ha estrenado simultáneamente en todos los países en los que está presente (por fin también en España) la nueva serie de Marvel centrada en el personaje de Jessica Jones. La serie, de 13 episodios y todos disponibles ya en la plataforma de Netflix, viene avalada por la calidad y las estupendas críticas recibidas por su predecesora, Daredevil, show con el que comparte, aparte de algún que otro personaje, también el lugar en el que transcurre la historia, el barrio de Nueva York conocido como La Cocina del Infierno (Hell's Kitchen). Tras disfrutar de los dos primeros capítulos, he tenido que reprimir mis ganas de conocer mas sobre esta especie de antiheroína interpretada con plena solvencia por Krysten Ritter, una actriz muy popular por su aparición en shows como Breaking Bad o Don't Trust The Bitch in Apartment 23. Pero, ¿han colmado estos dos primeros capítulos las expectativas que habíamos depositado en Jessica Jones? Parece que si, y con creces.


El primer episodio, titulado "AKA Ladies Night", nos presenta sin adornos el primer caso de Jessica Jones, una chica dotada con poderes sobrehumanos que, debido al parecer a un grave y traumático incidente del pasado, ha decidido mantener un perfil bajo trabajando como detective privada. Tras ser contratada por unos padres desesperados por la falta de noticias de su hija, Jones descubre que tras su desaparición se esconde Kilgrave, un criminal con el don de controlar las mentes y obligar a hacer a sus víctimas todo aquello que el les ordene, incluso el asesinato. Ya en este primer episodio, y sin que aun hayamos tenido la oportunidad de ver en persona al que parece ser que será el villano principal de la serie, este ya figura entre los mas terribles y poderosos de todo el Universo Marvel

Aparecido por vez primera en el número 64 de la colección de DaredevilZebediah Killgrave, mas conocido como el Hombre Púrpura, era un físico y espía croata quien, tras recibir accidentalmente un compuesto químico, fue dotado con la habilidad de sugestionar y controlar a cualquiera. En la serie no es croata, sino británico, y es interpretado por David Tennant (Doctor Who), un actor que ya fue la primera elección de la guionista y productora Melissa Rosenberg cuando el show se encontraba en desarrollo por la cadena ABC allá por 2010. Tras recalar el proyecto en Netflix, Rosenberg siempre tuvo claro que Tennant debía seguir siendo su Hombre Púrpura.


Estos dos primeros episodios de Jessica Jones nos muestran con toda su dureza los actos de Kilgrave, a quien aun solo hemos atisbado en forma de visiones que tiene la protagonista y en una escena final, entrando en el apartamento de una familia y controlando sus mentes. Sin embargo, no hace falta mas para comprender que tenemos enfrente a un villano del calado del Kingpin de Vincent D'Onofrio, alguien cuyos actos son tan terribles que hacen palidecer las vagas excusas y motivaciones de otros malvados personajes de Marvel vistos en las películas o series como Agentes de S.H.I.E.L.D. o Agente Carter. Habrá que ver, sin embargo, como va evolucionando el personaje a los largo de los siguientes 11 capítulos, aunque casi puedo asegurar que nos dejará con grandes momentos para nosotros y unos muy malos para la protagonista.

Otra importante personaje presentado en estos dos primeros capítulos es Luke Cage, al que da vida Mike Colter (Salt, The Good Wife). Cage es uno de los objetivos de las investigaciones de Jones, aparentemente solo un tipo normal dueño de un bar de barrio cuyo mayor pecado es llevarse a las mujeres de calle. Pero, tras un altercado en su bar en el que se ve implicada Jessica Jones, ambos descubren mutuamente que no son lo que parecen y que ocultan al mundo unas habilidades que están muy por encima de las de un humano normal. Por ahora no se nos explica quien es este hombre y donde adquirió su piel impenetrable y su superfuerza, algo que probablemente sea desvelado en su propio show, el cual se estrenará probablemente el año que viene.


Cuando vemos una serie de Marvel siempre llevamos unas expectativas, a veces equivocadas, de lo que vamos a encontrarnos. Con Daredevil esas expectativas se vieron colmadas e incluso fueron rebasadas. Con Jessica Jones ha ocurrido lo mismo. Da incluso a veces la impresión de que no estamos ante un show ambientado en el mismo universo que, por ejemplo, S.H.I.E.L.D. o películas como Ant-Man. Y eso es así porque, curiosamente, hay muy pocas referencias a dicho universo en estos dos primeros episodios y, francamente, no hacen demasiada falta. Elementos como el sexo, la violencia gráfica, el lenguaje, la homosexualidad o, por qué no, las necesidades fisiológicas de los propios héroes asientan la historia en la realidad, aunque sin perder de vista el universo en el que están inmersos, un mundo de prodigios como el de aquel maravilloso cómic de Kurt Busiek y Alex Ross titulado Marvels. Sería una contradicción que siendo Alias el primer cómic de la línea MAX de Marvel, enfocada al público mas adulto, Jessica Jones hubiera eludido mostrarnos la crudeza del día a día de esta superheroína venida a menos.

Los otros personajes que completan el elenco principal de Jessica Jones son Trish Walker (Rachael Taylor), estrella de la radio y amiga de nuestra protagonista, Malcolm (Eka Darville), el vecino yonqui amigo de Jones, o Jeri Hogarth (Carrie-Anne Moss), una abogada que suele contratar con frecuencia de los servicios de Investigaciones Alias. Por cierto, el personaje de Hogarth originalmente era masculino (era el abogado de los Héroes de Alquiler), pero se cambió, añadiendo el ingrediente del lesbianismo, quizás para dar a la historia un matiz todavía mas asentado en la realidad. Hay que mencionar obligatoriamente la escena del segundo episodio en el que Walker prepara con un entrenador técnicas de ataque y defensa personal, todo un guiño a su homónimo de los cómics, la superheroína conocida como Hellcat.

En resumen, estos dos primeros episodios de Jessica Jones han supuesto un prometedor comienzo, con una buena presentación de unos personajes bastante interesantes y bien definidos y una ambientación notable. Quizás haya algunos que no sepamos bien por ahora por qué están ahí, como Malcolm o los ruidosos vecinos de arriba, pero en general no chirrían demasiado. Tampoco nos encontramos con frases absurdas o fuera de lugar ni tampoco subtramas carentes de interés, sino que la acción se concentra principalmente en una única y potente línea narrativa central. Por otro lado, hay cosas que no se explican bien y que aparentemente no añaden nada, como el repentino conocimiento de la esposa de Hogarth del lío de esta con su secretaria, todo un cliché al que ingeniosamente, eso sí, se le ha dado aquí la vuelta. 

Publicar un comentario en la entrada

Este comentario ha sido eliminado por el autor. -

No se si la serie sea buena o mala, pero francamente ese personaje no me llama para nada...es un personaje que no llega a ser ni segundon. Francamente marvel tiene mejores y mas populares personajes. Y siempre hacen lo mismo como con agentes de Shit, o agente carter. Quiero una serie de venom ya

Ayer vi los primeros tres episodios y me esta gustando (aunque tampoco es una serie que me vaya hacer perder la cabeza al igual que Daredevil) Lo que no acabo de entender es como un tipo que con las habilidades que tiene puede poner el mundo a sus pies pierde el tiempo obsesionado con una bala perdida como la protagonista.

Un cordial saludo

He visto los 13 episodios en menos de tres días, en líneas generales no esta nada mal pero creo que los episodios de una hora me parece algo excesivo, es buena serie pero no llega a estar a la altura de Daredevil. Chirría sobretodo las escenas de acción que no están muy bien filmadas.

Si, ya sabemos que es una lata la verificación pero, ¿a quien le gusta ver spam en su página?

[blogger][facebook]

MKRdezign

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget