Batman de Tom King: 5 Aciertos y 5 Errores del Guionista de Batman

La etapa de Batman perteneciente a Renacimiento ha alcanzado los 20 números en su edición española de ECC Ediciones. Es una cifra redonda para analizar qué ha supuesto para el mítico murciélago la llegada de este antiguo agente secreto, Tom King, a sus páginas. Tras los largos y sufridos años bajo la batuta de Scott Snyder, la cabecera de Batman ha sufrido un gran cambio que, como casi todo en esta vida, tiene sus cosas buenas y malas. Aunque en mi modesta opinión, hemos ganado enormemente con el cambio y he recuperado la ilusión por hacerme con el último número de la colección. Hace años que no me ocurría. A pesar de todo, soy capaz de ver que no todo es perfecto, así que ahí os dejo con una lista de lo mejor,  y lo que no lo es tanto, de la continuidad actual del eterno murciélago. 

Batman de Tom King

RESULTA QUE BATMAN... ES BRUCE WAYNE

No me refiero a que ya no sea sustituido de una manera burda por Jim Gordon. Al menos, no solamente. King explora la psique de Bruce Wayne, el responsable de que exista Batman, y no al revés. Su vida personal vuelve a importar y a tener una continuidad. Lo que hace como Batman interfiere en lo que hace Bruce Wayne y al revés, alimentando una dualidad que contribuye a la fascinación que genera el personaje. No es, sin embargo, el mejor autor que retrata este aspecto. Len Wein o Steve Englehart  lo superan ampliamente pero al menos lo recupera y le da la importancia que merece, siempre dentro de su estilo. 

SUS HISTORIAS AUTOCONCLUSIVAS

Es aquí donde King se luce especialmente con Batman, hasta tal punto que no parece el mismo autor que tiene los errores que demuestra en otros aspectos. Ya la primera historia que abrió su etapa con Batman consiguió sorprender por lo impactante que resultó, en prácticamente todos los sentidos. Un gran pistoletazo de salida donde se mostró rápidamente que la psique de los personajes les viste mucho más que el uniforme que decidan llevar. Hemos tenido otras, como la de Elmer Fudd en el cruce con los personajes de los Looney Tunes pero, sobre todo, tenemos el delicioso Anual nº 2...

ONE OF THESE DAYS... ANNUAL 2 USA

No sabemos si esta historia es una especie de consuelo para los que estamos encantados con la idea de que el matrimonio entre Bruce y Selina sea duradero y nos espere un chasco. Independientemente de ello, el retrato tan delicado que King hace de la relación de Bruce y Selina se nos hace terriblemente corto, pero emociona lo suficiente como para tener que coger un pañuelo en el desenlace. El maravilloso dibujo de Lee Weeks engrandece todavía más esta intimista obra que merecía una edición en cartoné muchísimo más que la de Elmer Fudd. Escondida en la grapa número 73/18, sin apenas mención alguna en su portada, merece ser descubierta por todo el mundo. Espero que más adelante se edite como merece para llegar a mucho mas público. 

BUSCAD EN ESTE NÚMERO LA MARAVILLOSA ONE OF THESE DAYS...


VUELVE LA CONTINUIDAD

Si queremos que nos preocupe de verdad lo que leemos en un cómic, necesitamos creernos que lo que estamos asimilando es plausible. No nos referimos a que vuelen o lancen rayos, sino a que si destrozan algo con estos poderes, haya consecuencias. Si ocurre algo que afecta a las personas, esto tenga su repercusión en los siguientes números. De esta manera, tengo la sensación de leer una serie con coherencia y no una serie de historias con principio y fin que terminan en el mismo punto. 

LA BODA CON SELINA

Esa idea de que Batman no puede casarse es de lo más absurda. La vida familiar de Superman ha sido un acierto que ha enriquecido enormemente sus cómics. Al fin y al cabo, Bruce ya es padre soltero de 3 o 4 robins, dependiendo de la época que más nos guste. Concretar una historia de casi 80 años abre un mundo de posibilidades, tanto para ampliar la familia como para mostrar los problemas que puede sufrir un matrimonio tan particular. Cita Doble es un gran ejemplo de este nuevo universo que se abre ante el murciélago. La elegida, a pesar de que Bruce sigue el consejo de su padre de formar una familia en La Chapa, difícilmente gustaría a sus suegros. De esta manera, la voluntad de Bruce se impone a los deseos de su padre, pidiendo matrimonio a quien de verdad quiere en su vida. Sorprende que en tantos años de historia nadie se haya preocupado de casar formalmente a Bruce, mas allá de sueños, otros mundos e historias autoconclusivas fuera de la continuidad. Que les dure la dicha... y a los lectores. 

UNA DELICIOSA HISTORIA QUE NADIE DEBE PERDERSE


VILLANOS POCO IMPACTANTES


Si bien King se ha detenido bastante en definirnos la psicología de Batman, con mayor o menor acierto, no se le dan tan bien los villanos. Han resultado algo intercambiables entre sí, poco carismáticos y sin demasiado interés. Una pena que no haya tenido el mismo esmero con ellos, ya que se les puede sacar provecho a la mayoría. De momento, ni grandes clásicos como El Joker o el Acertijo han podido brillar con este autor. Esperemos que sea cuestión de tiempo para que pueda perfilar mejor este aspecto.

NO SE LE DAN BIEN LAS GRANDES TRAMAS

Si King se crece en las historias pequeñas o breves, no podemos decir lo mismo cuando intenta reflejar una gran saga. Es el caso de La Guerra de Bromas y Acertijos. Aparte de mostrar un Batman atormentado por algo que ya deberían dejar atrás los autores, esa negativa a matar que no tiene demasiado sentido haciendo lo que hace, y como lo hace, la historia peca de grandilocuente y tramposa. Pareciera que responde más a un encargo de la editorial, o a una autoexigencia, que a un deseo de contar algo que realmente le interesa. Además, desperdicia el hecho de que estamos ante un Batman novato, algo difícil de entender en un autor que sabe ser tan intimista.

EXCESO DE TESTOSTERONA

En Yo Soy Bane, apenas recuerdo nada de la historia que no fueran músculos hormonados y onomatopeyas. Bueno sí, sangre y heridas mortales a raudales que luego desaparecían milagrosamente. Un desastre en toda regla que no aportaba nada y que recordaba lo peor de los años 90. Las escenas de lucha no están bien definidas, sobra la sangre y la violencia explicita, y falta pasión. Un Batman creíble debe dejar atrás los destrozos y dejar de parecer un superhombre...

ESTA HISTORIA OFRECE POCO MÁS DE LO QUE VEIS EN LA PORTADA...

VILLANOS ASESINOS EN SERIE

Si hay un error en el que han caído los guionistas de Batman en los últimos años es en la grandilocuencia y poder de sus villanos. El Joker, Enigma y otros tantos de repente son capaces de someter a una ciudad sin que sepamos realmente de dónde sacan tantos medios. King ha seguido abundando en esta temática, como si no hubiera otra opción para ellos. Que los muertos sean tantos es innecesario, y quitan a Batman ese aire de detective que en definitiva debe ser su principal característica. Casos más pequeños y mejor justificados debieran ser los protagonistas en un cómic de Batman. Al menos, de vez en cuando. 

¿Y DAMIAN?

Nuestro querido Damian tiene 13 años, pero no lo veréis aparecer más que para enterarse de que su padre ha decidido casarse. Francamente, el niño tiene edad para vivir con su padre y verlos compartir misiones, o al menos algún momento en casa. Ni rastro del chico en los números que llevamos más que algún encuentro para darle alguna orden. Lo mismo podemos decir de Dick Grayson o empresas Wayne, que han tenido una presencia testimonial. Entiendo que a Duke Thomas hay que esquivarlo porque no tiene mucho sentido más que ser un invento de Snyder, pero Damian está perfectamente integrado. Podría haber tomado nota de la magnífica serie Batman y Robin y mostrar algo de eso, en vez de añadir más personajes como Gotham Girl.

A pesar de los puntos oscuros que, para mi, ofrece King, le reconozco que ganan las virtudes. Además, no olvidemos lo prolífico que resulta, escribiendo obras como La Visión o Mr. Milagro. Esperemos que siga con tanta creatividad por muchos años, y que mantenga el nivel.

5 aciertos y 5 errores de Tom King, actual guionista de la colección de Batman

Publicar un comentario

para mi king no termina de cuajar, si bien snyder tenia sus cosas, nos dio al menos un par de sagas memorables, pero la verdad, diálogos como " adiós gotham, adiós batman" que parecen extractos de forest gump o ese IM'BANE que al final parecía que le devolvía la jugada de knigtfall,pero al final es bane fajando a batman durante 3/4 de numero para ganarle de un cabesazo , al gito de "im batman" casi rozando con lo rancio del miller de la segunda parte de DKR me hacen pensar que tom king, no deberia estar al frente de la cabecera por muchos numeros si no que deberia ser algo conjunto con algunos otros escritores, al verdad que su batman no me pego como en su momento el de snyder, a pesar de sus fallos y bodrios, pero king es como una motoneta china que donde deberia andar mejor se desarma toda: lees the vision ( para mi un personaje pecho frio a mas no poder con una idea muy buena en esa sola saga) o mr miracle o incluso lo somega men y es un autor perolees batman y te preguntas si es el mismo,para mi , regular, al menos hubiesen dejado a capullo

Hola Maximiliano,

Gracias por tu comentario. A mi Snyder no me convenció más que en su breve etapa de Detective Cómics, que bien poco duro. LA saga de Bane me horrorizó, como bien expongo en el listado. Es un autor extremado, pero mantengo sus buenos momentos. A ver si el todo que termina en el número 100 da sentido a lo que no convence hasta ahora.
Un saludo.

Me parece que los buenos trabajos anteriores de King (con personajes sin mucha personalidad ni mucha construcciòn y que se prestaban a mayor moldeamiento) y el gran trabajo de los dibujantes que lo acompañanan inflan tremendamente a este guionista en su etapa con Batman. La verdad es que me sigue pareciendo todo un bluff. tampoco se diga que se profundiza en la personalidad de Batman o Bruce Wayne solo por mostrar una lado vulnerable. Las motivaciones de este Batman y sus diàlogos se sienten tan forzados o inconcruentes que parece todo un juego de la editorial para decirnos que al final solo era todo manipulación de la imaginación de Batman alterada por Barbatos o por algùn capricho del Dr. Manhattan de la saga en curso o algùn desproposito de ese calibre. La supuesta finura de King se me hace, desde hace mucho, ineptitud y evidencia contundete de que el personaje le queda grande o que este señor guionista no tiene lecturas previas del murciélago ni interés en cómo el personaje ha avanzado con el tiempo. ¿Què rayos me importa a mí que de la noche a la mañana este tipo traumado que se disgrafa de manera rarìsima para combatir el crimen quiera ser feliz casándose con una exprostituta que lo troleaba dejàndole ratones en los lugares màs inesperados? ¿Acaso es un Spiderman que pasa la vida en sus devaneos de adolescente o un Superman que muestra su humanidad al enamorarse de una mujer terrestre? Esto no es la "deconstrucciòn" del personaje que tanto se anuncia con altavoz, es poner a un personaje a hacer algo random que no tiene nada que ver con lo suyo. Bluff màs bluff màs bluff.

Hola Dante,
Disculpa por tardar tanto en contestar. LA definición que haces de Batman no es precisamente de un seguidor del mismo. Podemos ridiculizar a cualquier personaje con esos parámetros. De todas formas, mi Batman favorito es el de los años 70/80. Sencillamente, esos tiempos no volverán.
Gracias pro tu comentario.

Entendemos que aceptas que podamos conocer tu nombre de usuario, IP y email si rellenas el captcha y dejas tu comentario.

[blogger][facebook]