06-feb-2017

Joel y Sheila Hammond son un matrimonio como cualquier otro de la pequeña y tranquila localidad californiana de Santa Clarita. Ambos, agentes inmobiliarios, comparten su anodida existencia con su hija adolescente, Liv, y un par de vecinos policías, ambos viviendo a cada lado de su casa. Todo es tranquilo en la vida de los Hammond hasta que, sin que sepamos muy bien por qué, a Sheila (Drew Barrymore) deja de latirle el corazón. Ello, sin embargo, no impide que se siga comportando como alguien que está vivo... más o menos. Este es, a grandes pinceladas, el punto de partida de la nueva serie que Netflix acaba de estrenar a bombo y platillo. Vistos los dos primeros capítulos de los 10 que componen esta primera temporada creo estar en posición de daros mi opinión... la cual no es muy positiva.

Santa Clarita Diet

Series sobre zombies hay muchas, pero quizás ninguna como Santa Clarita Diet. Enfocada como una comedia de situación, la serie creada por el guionista y productor Victor Fresco (Me Llamo Earl) refleja el día a día de una familia norteamericana de clase media con uno de sus miembros transformado en muerto viviente. La premisa es, a pesar del gran número de shows con zombies de por medio, bastante original, sobre todo porque estamos hablando de una comedia. Sin embargo, el resultado final dista de ser ni siquiera medianamente satisfactorio.

En primer lugar tenemos a la pareja de actores protagonistas, Drew Barrymore y Timothy Olyphant, más metida en el papel la primera, la verdad sea dicha. El protagonista de Deadwood, en cambio, se le ve bastante forzado interpretando el manido cliché de padre/marido tontorrón que tanto gusta a los guionistas norteamericanos. Los secundarios no son mucho mejor que los protagonistas, incluyendo dos vecinos policías que, oh casualidades de la vida, viven uno a cada lado de los Hammond.

SANTA CLARITA DIET NO HA LOGRADO ACELERARME EL PULSO NI UN SOLO SEGUNDO
SANTA CLARITA DIET NO HA LOGRADO ACELERARME EL PULSO NI UN SOLO SEGUNDO

Para quienes tengan el estómago delicado, mejor que se abstengan de ver Santa Clarita Diet. Vísceras, amputaciones, desgarros y canibalismo son recurrentes en una comedia negra, negrísima, que ha encantado a gran parte de la crítica —y del público, siempre hambriento de este tipo de productos— pero que a mi me ha dejado frío. Los chistes son malos (las escenas con la dependienta china son de traca), ramplones, y no terminas de librarte de la sensación de que estás viendo algo muy raro en ningún momento a lo largo de los escasos 25 minutos que dura cada capítulo.

Aun no comprendo como Timothy Olyphant ha accedido a intervenir en una serie que no llega a ser nada en concreto, precisamente porque intenta mezclar varios géneros sin conseguirlo. Probablemente le habrán puesto una gran suma de dinero encima de la mesa... Ni siquiera la aparición de Nathan Fillion (Castle, Firefly) en el piloto (¿una especie de fan service?) salva un comienzo a todas luces fallido.


Realmente estamos ante una burbuja de series, y Santa Clarita Diet lo demuestra. Cientos de shows se estrenan cada año para llenar de contenidos de otros tantos cientos de cadenas y plataformas de streaming. La consecuencia es que la mayoría son subproductos realizados deprisa y sin la menor inspiración. Si eres un amante de las series, ver piloto tras piloto y comprobar que casi ninguno de ellos llega a satisfacerte tanto como para darle una oportunidad puede llegar a ser muy frustrante. ¿Acaso hay algo mal en mi cabeza de seriéfilo que no funciona bien? Puede que quizás sean los primeros síntomas de que me estoy transformando en un zombie incapaz de digerir las series que actualmente se están haciendo.

En un post anterior os presentábamos la estupenda colección de Lucky Luke conmemorativa del 70 aniversario de la creación del personaje por el dibujante y guionista Morris. En esta colección, Planeta DeAgostini se ha esmerado por ofrecer a los fans del personaje —y a los amantes del cómic en general— una edición muy cuidada, que recopila la práctica totalidad de las aventuras de Lucky Luke. Para premiar vuestra fidelidad como seguidores de El Solitario de Providence, y gracias a la amabilidad de Planeta DeAgostini, vamos a sortear varios ejemplares de esta fenomenal colección.

Colección Lucky Luke 70 Aniversario de Planeta DeAgostini

El primer ganador conseguirá los tres primeros tomos de la colección; el segundo, los dos primeros; mientras que el tercer elegido, se llevará el primer volumen. Participar es muy sencillo, tan solo tendréis que acceder a nuestra fanpage de Facebook, hacer clic en el botón del sorteo y seguir las instrucciones que se os proporcionarán. Y por favor, haceros seguidores de nuestra página de Facebook, no os cuesta nada y estaréis al día de todas nuestras novedades.

Otra manera de participar es haciéndoos seguidores de El Solitario de Providence en Twiter y publicando el siguiente mensaje:  

Participo en el #sorteo de #LuckyLuke que organiza @Solitarioblog gracias a Planeta DeAgostini Coleccionables https://goo.gl/MWID2X


Como veis, nada es más fácil que llevaros por la cara los primeros tomos de una colección que merece figurar completa en cualquier biblioteca. El sorteo finalizará el domingo 19 de febrero a las 23:50 horas, así que tenéis tiempo de participar tanto vía Twiter como por Facebook. Los tres ganadores se anunciarán en nuestras redes sociales, así como individualmente a cada uno de ellos.

Animaos y a participar, los premios bien lo merecen.

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget